jueves, 20 de julio de 2017

En Rojava lo que está en marcha es una contrarrevolución auspiciada por el imperialismo


El lunes la agencia de prensa turca Anadolu publicó un mapa con la ubicación geográfica de las bases militares donde se encuentran las fuerzas de Estados Unidos y Francia presentes en Rojava, para poner de relieve el apoyo militar que Washington y París están aportando a los kurdos del PKK/PYD.

La zona coloreada en verde en el noroeste (Al-Bab) está ocupada por el ejército turco, que también ocupa –fuera de Siria– el noreste de Chipre y la región de Bachiqa, en Irak.

Aunque Francia sigue negando el despliegue de militares franceses en Siria, dos de las bases cuya ubicación geográfica acaba de ser revelada albergan 75 militares de las fuerzas especiales francesas, aunque el año pasado el diario L’Humanité elevó la cifra a 170 soldados (1).

Indirectamente Estados Unidos siempre admitió que había instalado bases militares en el norte de Siria –y también en el sur de ese país– pero hasta ahora no se había revelado ningún mapa con su ubicación geográfica. Ahora el portavoz del Pentágono, Adrian Rankine-Galloway, ha protestado por la filtración turca porque pone en peligro la seguridad de sus fuerzas. Se sienten traicionados por uno de sus socios en la OTAN.

La instalación de bases militares en Rojava está siendo acompañada por declaraciones de los dirigentes kurdos en las que aseguran que no reconocerán los acuerdos que se adopten en Astana por parte de Rusia, Irán y Turquía, es decir, que se trata de un claro alineamiento con las posiciones del imperialismo estadounidense.

Aunque Anadolu sólo habla de dos aeródromos, la agencia kurda Bas News asegura que el Pentágono ya ha iniciado la construcción de una tercera base aérea en Rojava, que será la más grande de la región. Las tropas de Estados Unidos también utilizan en el norte de Siria los de Kobane y Rumailan.

Los especialistas del ejército americano han iniciado las tareas del tercer aeródroimo en una zona comprendida entre las localidades de Tel Tamra y Tel Baidar, a unos 40 kilómetros al oeste de Hasaka (2).

Las obras se iniciaron tras un viaje de Ilhan Ehmed, presidente del Consejo de Fuerzas Democráticas de Siria a Washington en enero de este año. La base tendrá capacidad para albergar a 5.000 soldados. Anteriormente estaba siendo utilizada por las fuerzas kurdas, que han tenido que desalojar para que lleguen las fuerzas estadounidenses.

El secretario adjunto de Estados Unidos para los Asuntos Europeos y Euroasiáticos reconoció su alianza con el PKK/PYD, justificándola por motivos “tácticos”, una expresión que ha tenido una expansión feliz por todos los rincones. Desde luego que la “táctica” no ha llegado a Ginebra, donde Estados Unidos se ha opuesto a la presencia de los kurdos en la mesa de negociaciones, como proponía Rusia.

Los imperialistas sólo quieren a los kurdos como carne de cañón, no en los suntuosos salones de la diplomacia internacional, donde su futuro se negocia a sus espaldas.

En Rojava ya hay demasiadas bases militares para hablar sólo de “táctica”. Gracias a los kurdos Rojava se ha convertido en la región del mundo con más instalaciones militares para las tropas de Estados Unidos: nada menos que diez, como mínimo. Su objetivo es continuar manteniendo una guerra indirecta contra el gobierno de Damasco tras el fin del Califato Islámico, así como amenazar con un ataque a Irán.

El despliegue de bases militares del Pentágono es a todas luces excesivo, por lo que es muy posible que no todas ellas estén destinadas a albergar a tropas estadounidenses. Lo mismo que en el Kurdistán irakí, si el PKK/PYD sigue en brazos del imperialismo, no tardarán en ser utilizadas por los israelíes.

(1) http://www.humanite.fr/syrie-la-france-construit-une-base-kobane-609869
(2) http://www.basnews.com/index.php/en/news/middle-east/363791
 

El New York Times aconseja a Trump seguir apoyando al yihadismo en Siria

El 12 de abril el New York Times publicaba uno de sus repugnantes editoriales, firmado por Thomas Friedman, tres veces galardonado con el Premio Pulitzer, en el que aconsejaba a Trump apoyar militarmente al Califato Islámico en Siria y combatirlo al mismo tiempo en Irak.

El artículo se titula “¿Por qué Trump combate al Califato Islámico en Siria?”. Según el New York Times habría que hacer lo contrario, como hasta ahora: apoyarlo. Eso permitiría presionar a Bashar Al-Assad, Rusia, Irán y Hezbollah para que dimita del gobierno sirio.

El cínico periódico de Nueva York diferencia entre lo que califica como un Califato Islámico “territorial” que se extiende de Irak a Siria y otro “virtual” que recluta a sus peones a través de internet. Según el editorial, este último es satánico, cruel y amorfo, y disemina su ideología a través de las redes sociales, adoctrina a sus seguidores en Europa y en el mundo musulmán, por lo que es la amenaza más importante para el “mundo occidental”.

El Califato “territorial” es muy distinto del anterior, dice el cretino de Friedman, ya que tiene por objeto derrotar a Al-Assad y sus aliados, lo que le convierte en un punto de apoyo estratégico para Estados Unidos. Si fuera derrotado en Irak y Siria, los atentados del Califato “virtual” se multiplicarían en occidente para compensar la derrota del anterior.

No se puede ser más canalla: para el New York Times lo único importante son los atentados que se cometen en occidente; que una guerra atroz continúe en Irak y Siria no le importa lo más mínimo; incluso lo considera como algo bueno para Estados Unidos.

El periodista aconseja a Trump que permita que el Califato Islámico continúe con la guerra en Irak y Siria “de la misma manera que hemos impulsado a los muyaidines en la guerrra contra las tropas soviéticas en Afganistán” en los años ochenta. Hay que enviar misiles a los yihadistas para que derriben los helicópteros y aviones de caza que utilizan los sirios, los rusos y los iraníes en Siria.

Hasta la etapa de Obama, el Califato Islámico sólo era un apoyo estratégico, pero indirecto, mantenido por la CIA de manera oficiosa, como admitió John Kerry en una reunión en Washington con la “oposición siria”. El yihadismo tenía como objetivo forzar a Bashar Al-Assad a negociar su propia dimisión.

Ahora el New York Times pone encima de le mesa lo que desde 2011 ha constituido la política imperialista en Siria, cínica, velada y mil veces negada. Ellos mismos se han quitado las máscaras y el destape hay que agradecérselo a la derrota del yihadismo en Siria, que ha obligado a que las grandes cadenas de comunicación confiesen lo inconfesable.

Naturalmente que ya lo sabíamos, pero queríamos oirlo de sus propios labios: ellos no combaten al yihadismo; son el yihadismo (incluido el New York Times).

https://www.nytimes.com/2017/04/12/opinion/why-is-trump-fighting-isis-in-syria.html

Alemania ha ganado 1.340 millones de euros prestando dinero a Grecia

El ministro alemán de Finanzas ha reconocido que su país ha obtenido 1.340 millones de euros beneficios prestando dinero a Grecia, según el diario alemán Süddeutsche Zeitung. La mayor parte de ellos proceden de préstamos del Banco Central Europeo.

Alemania y la Unión Europea no han “salvado” a Grecia, sino al revés. Un auténtico saqueo institucional que sólo ha sido posible gracias a Tsipras y su infumable Syriza, auténticos vendidos al capital financiero europeo que no han vacilado en sacrificar a los trabajadores, pensionistas y a los sectores más humildes de la sociedad.

La parte de león de los beneficios alemanes procede del Banco Central Europeo que entre 2010 y 2012 puso en marcha el programa SMP (Securities Market Program) para comprar préstamos públicos en la zona euro y, especialmente, de Grecia.

Dice el Süddeutsche Zeitung que después de 2015 el Bundesbank, el banco central alemán, ha obtenido unos beneficios de casi 1.000 millones de euros procedentes del programa SMP.

Entre 2013 y 2015 se aprobó que los beneficios obtenidos por el Banco Central Europeo por el dinero prestado a Grecia se debía devolver a los Estados miembros de la zona euro a fin de que fueran transferidos a Grecia para aliviar el peso de las deudas.

No obstante, el acuerdo se paralizó en 2015 por las tensiones entre los acreedores, que estaban en crisis, y el gobierno griego, sobre todo en la etapa en la que Varufakis estuvo al frente de de la economía griega, ya que éste pretendía renegociar completamente los acuerdos con las instituciones de Bruselas.

Tras la cumbre del eurogrupo del mes pasado, en el comunicado final se ha vuelto a mencionar el transvase de los beneficios de los bancos centrales. Si Grecia pone en funcionamiento del programa de ajuste de aquí a 2018, se podrán restituir los beneficios obtenidos este año por el Banco Central Europeo, aunque no los realizados en 2015 y 2016, indica dicho comunicado.

En 2015 el montante de deuda griega en poder del Banco Central Europeo que seguía generando intereses se elevaba a 27.000 millones de euros. Varufakis quiso declarar el impago de esta suma, el llamado Plan X, para forzar a las instituciones financieras europeas a revisar las condiciones de pago.

Le obligaron a dimitir porque quien manda en el gobierno de Tsipras no es Tsipras sino el capital financiero europeo.


miércoles, 19 de julio de 2017

La OTAN hace apología de los críminales de guerra nazis que actuaron contra la URSS

Banderas nazis y ucranianas de las SS
La OTAN ha difundido un vídeo de ocho minutos sobre la “Hermandad del Bosque” (en ruso Lesnie Bratya), un grupo armado nazi que actuó al final de la Segunda Guerra Mundial en los países bálticos contra lo que calificaban de “ocupación soviética”.

Al finalizar la guerra y hasta 1953 los comandos nazis del Báltico siguieron sembrando el terror, hasta que fueron exterminados por las fuerzas especiales del Ministerio soviético del Interior. Se trataba de antiguos miembros de las Legiones Bálticas de las SS o de los servicios auxiliares de la policía de ocupación que actuaron al servicio del III Reich en los territorios soviéticos.

La mayor parte de ellos eran los sanguinarios miembros de la “División Galicia” formada principalmente por ucranianos de la OUN-UPA que organizaron brutales carnicerías en los primeros años de la ocupación, tanto contra soldados del Ejército Rojo como de civiles, especialmente en la región polaca de Volinija.

Ahora la OTAN los justifica diciendo que luchaban por un “Estado báltico” porque aquellos siniestros carniceros nazis pasaron de depender del III Reich a depender de la CIA casi sin solución de continuidad. Para la URSS la guerra contra el fascismo no acabó en 1945. Estados Unidos siguió suministrando armas, documentación y toda clase de apoyo logístico a los nazis bálticos y ucranianos.

La documentación sobre el apoyo de la CIA a la OUN-UPA ya fue desclasificada y no deja lugar a dudas, a pesar de que fue una organización calificada como nazi por Washington. Ahora la OTAN reescribe la historia para calificarlos como “resistentes antisoviéticos”.

El golpe de Estado de 2014 en Ucrania favorece esta nueva manera de reescribir la historia para lavar la cara al fascismo, el de antes y el de ahora, algo que ya se había comprobado en los países bálticos, donde los nazis campan a sus anchas desde la caída de la URSS en 1991. “El espíritu de los ‘Hermanos del Bosque’ pervive en las unidades especiales de las fuerzas armadas de los tres países bálticos”, se oye en el vídeo de la OTAN con la mayor naturalidad.

Pero la OTAN se cuida de ocultar las heroicidades de sus “Hermanos” nazis, como la aniquilación del 80 por ciento de los judíos que en 1940 vivían en los países bálticos, así como los asesinatos masivos de los prisioneros de guerra soviéticos. Tras la guerra, a finales de 1946 y comienzos de 1947, numerosos campesinos lituanos fueron asesinados por los “Hermanos”, que también incendiaron viviendas y cometieron crímenes selectivos contra todos aquellos que no eran originarios de los países bálticos, entre ellos tres niños, soldados desmovilizados, militantes del Komsomol, funcionarios de los koljoses, miembros de las mesas de colegios electorales y, naturalmente, militantes comunistas lituanos.

Según datos del Fondo para la Memoria Histórica, hubo unos 900 estonios asesinados a sangre fría por los “Hermanos”, de los que un 56 por ciento eran civiles y el resto antiguos soldados del Ejército Rojo, militantes comunistas y policías.

En Letonia hubo más de 2.200 asesinatos, la mayor parte de ellos víctimas de represalias contra civiles, bombardeos, sabotajes, saqueos y destrucción de las propiedades koljosianas.

Pero, con diferencia, fue Lituania quien padeció el mayor número de víctimas: 25.000 asesinatos, de los que un 84,6 por ciento eran lituanos y el resto de otras nacionalidades. El director científico de la Asociación de Historia Militar rusa, Mijail Mjagkov, ha declarado a Ria Novosti que entre las 25.000 víctimas lituanas había 1.054 niños, de los que 52 tenían menos de dos años de edad.

http://contropiano.org/news/internazionale-news/2017/07/17/gli-eroi-nazisti-della-nato-094003


Himmler pasa revista a la División Galicia de las SS, formada por nazis ucranianos y bálticos

La lucha contra el sionismo no constituye un delito de odio racial

El viernes un tribunal de Glasgow absolvió a dos solidarios con Palestina a los que el fiscal acusaba del delito de antisemitismo, es decir, de racismo. Después de tres años de litigio, la sentencia concluye que la lucha contra el sionismo no es constitutiva de racismo y merece la pena analizar los hechos con un poco de atención.

Junto con otros, los dos solidarios, Mick Napier y Jim Watson, realizaban una campaña de boicot en un centro comercial de Glasgow contra la empresa israelí “Jericho” que produce cosméticos en una fábrica junto al Mar Muerto, en la Cisjordania ocupada.

La movilización formaba parte de una protesta contra la agresión militar israelí en 2014 contra la población civil de Gaza en la que 2.200 palestinos fueron asesinados por el ejército. De ellos, 550 eran niños.

La empresa israelí llamó a la policía, que se presentó en el centro comercial y detuvo a los dos solidarios, lo que desencadenó el largo proceso ante los tribunales en los que los manifestantes fueron acusados de esos famosos “delitos de odio” que el imperialismo ha puesto de moda en toda Europa.

La manipulación judicial estaba clara desde el principio. La acusación trataba de justificarse asegurando que los acusados actuaron movidos por el “odio a Israel”; no por las matanzas que Israel estaba cometiendo, sino por puro odio a un pueblo (o a una religión), como si el odio o el amor cayeran de un guindo.

Como suele ocurrir en todos los juicios políticos, el fiscal escocés trató de pasarse de listo y entrar en asuntos históricos y políticos que le caían muy anchos. En el juicio oral dijo que cuando hablaban de las matanzas cometidas contra los palestinos, los acusados incurrían en una “difamación de sangre” antisemita propia de épocas medievales.

Para no hacer el ridículo los fiscales deberían dedicarse al circo. No se puede hablar de difamación cuando hay más dos mil cadáveres encima de la mesa y emprender un juicio para lavar la cara a los asesinos.

En su turno de palabra Napier estuvo impecable cuando, hablando de asesinos y de difamadores, recordó que en el verano de 2014 los hospitales y las morgues de Gaza se saturaron hasta el punto de que las familias tuvieron que guardar los cadáveres de sus allegados en los congeladores y las neveras de las viviendas.

En el momento en el que nos manifestábamos en el centro comercial, dijo Napier desde el banquillo, el Secretario General de la ONU calificaba la actuación israelí en Gaza como un “ultraje a la moral, un acto criminal y una violación flagrante del derecho humanitario”. Mientras el propio gobierno escocés repetía calificativos análogos contra Israel, los fiscales “trabajaban con grupos de presión pro-israelíes para acallar las voces de solidaridad con los palestinos”, concluyó Napier.

https://www.middleeastmonitor.com/20170714-opposing-zionism-is-not-racism-rules-scottish-court/

Aparece muerto un haitiano que denunció la corrupción de la Fundación Clinton

Klaus Eberwein
Un antiguo funcionario haitiano, Klaus Eberwein, que se disponía a denunciar la corrupción en el seno de la Fundación Clinton, ha aparecido muerto en Miami de un disparo en la sien.

Eberwein tenía 50 años de edad y fue partidario del expresidente haitiano Michel Martelly (2011-2016). Unos días antes había recibido amenazas de muerte, tras difundir la malversación de fondos por parte de la Fundación Clinton en la isla caribeña tras el devastador terremoto de 2010.

Durante tres años el fallecido fue director general del Instituto de Desarrollo Económico de Haití y del FAES (Fondo de Asistencia Económica y Social). El año pasado acusó a los dirigentes de la Fundación de criminales, mentirosos y ladrones durante una manifestación frente a la sede social de dicha Fundación en Nueva York.

A su vez, Eberwein fue acusado de fraude y corrupción durante su administración de FAES por lo que ayer debía comparecer ante una comisión de ética y anticorrupción del Senado haitiano para declarar sobre sus actividades y las de la Fundación Clinton en la isla, acusada de malversación de las donaciones obtenidas con destino a la mejora de las condiciones de vida de la población caribeña.

Según Eberwein, el 0,6 por ciento de los fondos obtenidos por la Fundación han acabado en manos de organizaciones haitianas. El 9,6 por ciento han acabado en poder del gobierno local y el 89,8 han ido a parar a organizaciones no haitianas. En total, unos 5.400 millones de dólares nunca llegaron a Haití.

La ayuda al Tercer Mundo siempre ha sido un fraude. El conseller de la Generalitat valenciana Rafael Blasco está en la cárcel por quedarse con los fondos destinados a la construcción de un hospital en Haití. Es un simple ejemplo de algo que se puede generalizar a todo el mundo. En total, se calcula en 9.000 millones de dólares el fraude internacional cometido gracias al terremoto de Haití.

El huracán Matthew dio un segundo empujón para engordar el fraude. En el mejor de los casos las ONG han desempeñado el papel de promotores para contratar obras de reconstrucción con empresas privadas, sin ningún control del gobierno local.

Haití es el modelo de Estado perfecto para el imperialismo, un oasis de corrupción absoluta. Para que los funcionarios del gobierno no se lleven el dinero de la ayuda, quienes se lo meten en el bolsillo con las ONG y las empresas privadas asociadas a ellas.

No es ninguna casualidad que desde el terremoto a Haití llegaran 10.000 de esas ONG y nadie sabe qué es lo que hacen allá porque más de 60'.00 personas siguen sin vivienda.

Las ONG están deseando que haya otro terremoto, otro hurácan, una gran erupción volcánica... cualquier desastre que vuelva a movilizar las malas conciencias del mundo (y sus bolsillos).

martes, 18 de julio de 2017

¿Venezuela igual que Chile?

Darío Herchhoren

En el año 1973, se produjo un golpe de estado en Chile, que acabó con el gobierno de la Unidad Popular que presidía Salvador Allende. Luego de su caída, hubo una larga dictadura ejercida por el General Augusto Pinochet Ugarte, durante 17 años.

Ese golpe militar, rompió con una tradición  de no intervención en la política del país de las FFAA chilenas. Pero eso es evidentemente una falsedad. Las fuerzas armadas chilenas  fueron creadas, entrenadas y armadas siguiendo un modelo prusiano, por generales prusianos, que enseñaron al ejército chileno a despreciar toda actividad política; y esa es la verdadera razón por la cual el ejército chileno no intervenía en política. Desmintiendo tal afirmación hay que poner de resalto que unos pocos días antes de que Salvador Allende asumiera la presidencia de Chile hubo un atentado con bomba que acabó con la vida del general Schneider, que era el jefe del estado mayor del ejército como una provocación para que ese ejército saliera a las calles a poner "orden" . Hay una confesión del agente de la CIA Miguel Manley, autor a su vez de la muerte del General Carlos Prats y de  su esposa en un atentado con explosivos en Buenos Aires, ya caido Allende; donde reconoce ser el responsable de la muerte de Schneider, y en su confesión involucra a altos oficiales del ejército chileno, entre los cuales estaba Manuel Contreras, ex general, y luego jefe de la DINA (policía secreta ) en el gobierno de Pinochet, que actualmente está en prisión.

El gobierno de Allende implementó lo que se llamó "la vía chilena hacia  el socialismo". En palabras del propio Allende; sería un socialismo con empanadas y vino, en homenaje a un plato típico de Sudamérica.

Salvador Allende fue hostilizado desde un principio, por la gran patronal chilena, y por los intereses de la gran minería del cobre, que fue nacionalizado bajo su gobierno. Esa hostilidad se manifestó con el desabastecimiento y la práctica desaparición de artículos de primera necesidad como el aceite, el arroz, las patatas, el pollo y el pescado. A eso se sumó la gran patronal del transporte, que se excusaba para no abastecer a las ciudades en que carecía de repuestos para sus camiones, o de neumáticos. He sido testigo de como algunos transportistas quitaban una de las ruedas delanteras a sus camiones para tener una excusa para no efectuar servicios de transporte.

Hay que reconocer que Allende tuvo un escrupuloso respeto a la legalidad burguesa que era la que le permitió ganar las elecciones; pero ese mismo respeto le llevó a no tomar las medidas adecuadas, una de las cuales era necesariamente la expropiación de bienes, servicios y empresas que se negaran a cumplir con sus obligaciones. Estaba claro que Allende no se animaba a romperle el espinazo a la burguesía chilena, y eso fue lo que precipitó su fin. La International Telegraph and Telephon, con la inestimable dirección de Henry Kissinger, entonces Secretario de Estado de los EEUU, hicieron el resto,

El 11 de septiembre de 1973, se produjo un golpe militar fascista, que acabó con su gobierno y con su vida, y que inauguró un período trágico en la vida de los chilenos.

En Venezuela se está produciendo una situación muy parecida. Las diferencias están a la vista. El alma mater de lo que se llama la "revolución bolivariana" que era Hugo Chávez era militar y gozaba del apoyo total de las FFAA, que tienen un origen social muy distinto de las chilenas. Estas tienen una raíz popular; mientras que aquellas tienen un origen oligárquico.

Chávez tenía un enorme carisma y se convirtió en una figura de dimensión continental; pero cometió el mismo error que Allende. No atacó las bases del poder de la burguesía. No expropió la banca privada ni creó una banca nacional, no expropió las grandes propiedades, ni fomentó una agricultura ni una ganadería nacionales que le permitiera gozar de independencia alimentaria; y eso es básico para llevar adelante una revolución como la que planeaba. Eso permite que como ocurrió en Chile desaparezcan los alimentos y que haya largas colas para comprar los mismos, obligando a la población a perder horas para lograr subsistir.

El gobierno de Maduro debe defenderse, aplicando medidas de emergencia, expropiando, encarcelando si es preciso, y sobre todo impidiendo las llamadas "guarimbas", que son en realidad motines que se organizan contra un gobierno que tiene legalidad y legitimidad.

Como conclusión y como pregunta: ¿hay alguna experiencia en el mundo donde se haya hecho una revolución social sin ejercer violencia?

Si cae el ‘villarato’, lo siguiente es el diluvio

B.

En efecto, y como "conspiranoicos" seguidores del dicho que dice: "piensa mal y acertarás", que así nos han enseñado en medio de patrañas y mentiras, que nacimos inocentes y los vivires nos convirtieron en escépticos, al decir de Rousseau, estamos por decir, conscientes del riesgo de que se nos tome a chacota y cachondeo, de que si cae el máximo jerifalte, Villar, del "Planeta Fútbol" (él diría "furbo"), la única religión verdadera, ese opio, lo siguiente es el caos y el acabose, señores.

Hace tiempo que le buscan las cosquillas a Villar y es justamente ahora que le detienen (incluido su hijo, Gorka, factótum de casi todo el tinglado y mangancias). ¿Por qué? Pues según nuestras conspiranoias patafísicas, para hacer ver que el Estado español es tan fuerte y democrático que hasta el pope Villar puede ser susceptible de ser imputado por corrupción. Eso ha dicho el "portacoz" del Gobierno, que nunca recuerdo su nombre. Y lo dice como diciendo, subliminalmente, si  podemos con esto, que es lo más de lo más, el non plus ultra, (Florentino es intocable), ¿cómo no vamos a poder con los (putos) secesionistas catalanes (de mierda)? Con la ley (?) en la mano, eso sí.

Conclusión: están dando patadas al independentismo catalán en diversos y variopintos culos, esta vez Villar.

No me den ahora la razón, esperen a la publicidad. En seguida volvemos.

Bon apetit.

Experiencia de un mes de trabajo en Corea del norte

Ricardo González Dávila

Mi nombre es Ricardo González Dávila. Soy entrenador de baloncesto y acabo de aterrizar procedente de Corea del Norte, el que dicen es el país más hermético y desconocido del mundo. He sido el primer español en trabajar con las autoridades deportivas de aquel país. Allí he ejercido durante un mes como seleccionador masculino y femenino. Esta es mi experiencia.

Me siento enormemente afortunado de haberlo podido vivir. Corea del Norte es un país extraordinario, su gente es maravillosa y feliz. Me siento privilegiado por haber trabajado en un lugar al que casi nadie tiene acceso. Son personas muy inteligentes y no toman ninguna decisión sin analizarla y estar convencidos de que será un acierto.

Lo peor, sin duda, ha sido estar separado de mi mujer, Lidia [Mirchandani, exjugadora internacional con España], y de María, mi hija de 17 meses. Se me hace eterno cada día que paso sin ella. Me pregunto si merece la pena el sacrificio y si me compensa. Mi gran amigo Javi Juárez [entrenador en categorías inferiores del Madrid] siempre me dice que lo hago por ellas y que cuando la niña sea mayor estará orgullosa de mí.

En Corea del Norte no existen las redes sociales. Tampoco en China, así que desde que llegué a Pekín tuve que olvidarme de Facebook, Twitter e Instagram. Tampoco hay acceso a muchas webs. Mi comunicación con el exterior era por teléfono, desde el chip con número norcoreano que compre allí, llamando desde el hotel, o bien por email.

Me decían que estaba loco

Algunos me decían que estaba loco al ir a Corea del Norte. Ahora digo que estaría loco si no hubiera ido. Desde que recibí el primer correo electrónico del Comité Olímpico norcoreano, no tuve dudas. Así que el 16 de noviembre volé a Pekín y de allí, a Pyongyang.

Aquel día, mi avión fue el único que aterrizó en el aeropuerto. Y el día que me fui, era el único que salía. El aeropuerto es muy moderno y más pequeño del que tendría otra ciudad con ese número de habitantes, pero con el tráfico aéreo que hay no necesitan más.

Desde mi llegada tuve un chófer, una traductora y una guía. Estaban alojados en mi hotel y permanentemente preocupados de que estuviera bien. Se han ocupado de todo: comidas, transporte, turismo... Si quería ir a dar un paseo yo solo, ir al pabellón andando o ir a correr un rato, lo podía hacer sin ellos.

Con la guía hablaba sólo en inglés y con la traductora, en inglés o español. Con los jugadores y el resto de la gente, todo era a través de la traductora. Muy poca gente habla inglés, aunque las autoridades del deporte sí lo manejan.

No he visto a personas occidentales. No conocí a ninguno en todo el mes. El turismo les llega casi todo de China.

En lo profesional, la verdad es que nunca tuve mejores condiciones para desarrollar mi trabajo. Lo he tenido todo. Es el sueño de cualquier entrenador: un pabellón de primer nivel, muchos jugadores, todas las horas de entrenamiento que quieras, material, audiovisuales, ayudantes... ¡Todo! Pidiera lo que pidiera, al día siguiente, en el entrenamiento, lo tenía.

Nunca he sentido como entrenador un respeto tan grande por parte de los deportistas y tanta predisposición a entrenar, aprender y mejorar. Hemos entrenado en un mes las mismas horas que puede entrenar un equipo profesional en Europa en tres meses, por sus partidos y sus viajes.

El biotipo del norcoreano es muy bueno para el deporte. Hay buenos jugadores y jugadoras. Es difícil que alguno jugara en la ACB, tal vez se adaptarían mejor a la LEB.

Sí hay jugadoras que podrían estar en Liga Femenina, incluida una de 1,97. No se les permite competir fuera del país, pero si creen que para crecer necesitan sacar a sus deportistas a jugar a las mejores Ligas del mundo, lo harán. Costeado y controlado por ellos.

Los jugadores de baloncesto son buenos técnica y físicamente por la cantidad de horas que se entrenan, y tienen el don del tiro. Al nivel de los mejores tiradores en Ligas europeas. Tácticamente tienen que crecer, ya que basan casi todo su ataque en su juego exterior. Tienen ganas de mejorar, aprender y ganar. Su conocimiento del baloncesto internacional, quitando Asia, es casi nulo. Allí no llega la NBA, pero mostraban interés por saber cuál era el lugar del baloncesto español en el mundo.

Y, por supuesto, es totalmente errónea la información sobre que allí hay canastas de cuatro puntos, mates que valen tres y esas cosas. Son todo bulos llegados desde el desconocimiento de lo que es Corea del Norte en lo deportivo.

La organización deportiva que tienen es inigualable. Jamás vi nada parecido. Todos los funcionarios del país tienen que practicar un deporte además de su trabajo. Y se hacen Olimpiadas en todo el país donde compiten el Ministerio de Agricultura contra el de Sanidad, el de Educación... Con los niños, igual: al acabar el colegio, todos deben hacer algún deporte. No pierden el tiempo con aparatos tecnológicos o la televisión.
Casi todo el mundo va en bicicleta

Las dos tardes libres que tenía a la semana las dedicaba a jugar al tenis de mesa y hacer turismo. Pyongyang es una ciudad preciosa, de los lugares más bonitos que he visitado, con un encanto muy especial. Suele haber bastante gente, aunque en las fotos no se vea porque era domingo. Sorprende la amplitud. Hay algunas avenidas que son más del doble que La Castellana. Y eso en una ciudad que tiene 100 veces menos tráfico que Madrid. Hay coches, pero casi todo el mundo va en bicicleta. Es muy plana y ayuda.

Hay carriles bici del tamaño de calles enteras. También se mueven mucho en metro, que es de primer nivel y gratis para ellos, como el autobús. En Pyongyang hay de todo: centros comerciales, mercados, tiendas... No en la cantidad y variedad de otras grandes ciudades, pero puedes comprar lo que necesites. Es más bien barato para un bolsillo europeo. Comer o cenar en un buen sitio son 10 ó 15 dólares. Se puede funcionar en dólares o euros sin problema, pero en pocos sitios aceptan tarjetas de crédito. Eso sí, es imposible encontrar cosas occidentales. Todo es de fabricación propia. No hay Coca Cola, Sony, McDonalds... Ni de tabaco vi una marca conocida. Sólo mantienen relaciones comerciales con China, pero tienen absolutamente de todo. Ah sí, los jugadores llevaban zapatillas Nike, la mayoría del mismo modelo.

Hemos acabado todos muy contentos: ellos conmigo y yo con ellos. Ya hemos cerrado un acuerdo para el año que viene de otros tres meses, quizá más, dependiendo de mi disponibilidad profesional y de las fechas de las competiciones internacionales en las que decidan participar. Estoy seguro de que será una vinculación de varios años. Quieren que trabaje con ellos en muchas más cosas que entrenando a sus jugadores. La idea es ir participando con las diferentes selecciones de todas las edades, pero tienen claro que irán a jugar cuando sepan que están preparados para competir.

No he tenido ocasión de conocer al presidente Kim Jong-un, aunque me habría encantado. El máximo dirigente de la Federación me dijo que eran grandes amigos porque jugaron muchos años juntos al baloncesto. De ahí su afición por este deporte. Ojalá el año que viene tenga la oportunidad de conocerle.

http://www.marca.com/primera-plana/2016/12/19/5856c99f268e3ea5648b45f6.html

En Hamburgo el gobierno de Merkel quería un baño de sangre y lo ha conseguido

El jueves de la semana pasada un estudiante relataba al diario Hamburger Morgenpost la salvaje represión de la policía en Hamburgo por las protestas contra la reunión del G-20. Mientras desfilaban pacíficamente por la calle, fueron obligados por los antidisturbio a subirse a un muro de dos metros de alto y luego los obligaron a saltar desde lo alto, para acabar derribándolo a golpes para que cayeran todos. Fueron muchos los que se compieron los huesos, padeciendo dolorsas fracturas, mientras la policía les grutaba “¡Cerdos antifascistas!” Algunos aún permanecen en los hospitales.

En una carta abierta dirigida a Olaf Scholz, el alcalde socialdemócrata de Hamburgo, y a Andy Grote, del mismo partido, el colectivo que convocó las manifestaciones, Alles allen (Todo para todos), también narra el salvajismo policial en Hamburgo, el ataque del sábado por la tarde a un campamento organizado en un parque y a la propia manifestación por parte de comandos especiales de la policía.

Las agresiones policiales causaron un enorme número de heridos y lesionados, varios de ellos en la cabeza, a causa de golpes brutales, incluso contra personas que yacían tumbadas en el suelo.

A pesar de las agresiones de los antidisturbios, la defensa de la actuación policial ha pasado aun primer plano en la capaña electoral alemana, de manera unánime. Así cabía esperarlo por parte del gobierno de Merkel, que dio patente de corso a la policía. Pero si podemos extrañarnos de algo es de la posición de quienes ejercen de oposición y no se oponen a nada, y menos a las agresiones de la policía.

Tanto por parte del SPD, como de Die Linke (La Izquierda) o de Los Verdes hay plena unanimidad y ninguna diferencia con las fuerzas de la reacción, sino más bien al contrario. La “izquierda” justifica, aplaude y quiere más palos, más cabezas rotas y más manifestantes heridos.

A los que protestan no les defiende ningún diputado, ningún partido institucional, nadie que ocupe ningún cargo pública. Se tendrán que defender a sí mismos porque al gobierno no le basta con los porrazos sino que ha amenazado con acudir a los tribunales para encarcelar a los que han protestado en las calles en el ejercicio de uno de sus derechos más importantes: el de manifeistación.

Los enchufados, los vividores, la legión de parásitos de la política institucional aseguran unánimente que en Hamburgo no ha existido ninguna clase de violencia policial. Así lo ha asegurado en la televisión Olaf Scholz, el alcalde socialdemócrata de Hamburgo. Por definición, no hay más que un único tipo de violencia: aquella que los manifestantes llevan a cabo contra las instituciones, y no al revés.

Tras el baño de sangre, los políticos han quierido volver a lo suyo, a embaucar con la magia electoral, las votaciones y demás cuentos. Cuando el viernes Martin Schulz, candidato del SPD a la cancillería, llegó al barrio de Schanzen, en Hambrugo, con la sonrisa en los labios, se encontró con lo que no esperaba. Los vecinos empezaron a increparle “¡Aquí no tienes nada que hacer!”, “¡Sucio traidor!”, entre otros insultos de los que hasta el periódico Süddeutsche Zeitung se ha tenido que hacer eco.

Algunas declaraciones institucionales han sido más repugnantes que otras. El portavoz del grupo parlamentario de Los Verdes, Anjes Tjarks, ha dicho que la policía ha trabajado mucho y bien, por lo cual sus jefes derían dar a los mamporreros una gratificación en la próxima nómina, aumentar sus vacaciones y pagarles las horas extras que han empleado en aporrear a personas indefensas.

Alemania es la mejor demostración de que la oposición política no existe en el terreno institucional, de que no hay pluripartidismo y de que todos los grupos institucionales actúan al unísono. Para eso no hacen falta tantos partidos; con uno basta.